Boloña, la filoloxía y el llatín

    Como cualquiera que me conoza sabe, siempre tuvi a la contra del famosu Plan Boloña; pero dende qu’entamé la carrera y a sufrilo nes propies carnes el refugu medró enforma. Llargues conversaciones colos compañeros na cafetería; llectures y rellectures del Plan y crítiques de dellos movimientos estudiantiles; clases y más clases absurdes… too acaba arrivando al mesmu puertu: la universidá dexó de ser lo que yera.

    Nun ye esto una renombranza señardosa de lo perdío y contra’l “progresu”; sinón la única concluxón, a la que pue llegar cualesquiera, al ver no que se convirtió la Universdiá. Dende que se crearon siempre tuvieron un enfotu cimeru: tresmitir comocimientos y crear persones cultes. La Universidá foi camudando a lo llargo de la hestoria; pero, dende les escolástiques y elitistes escueles hasta los campus enllenos de fíos d’obreros, siempre caltuvo una seña d’identidá. Siempre foi’l llugar al qu’acudir a formase y deprender, más que conocimientos, a pensar, a ser críticu, a la postre: a ser persona.

    El Plan Boloña supunxo, talo y como lo alvirtieron los movimientos estudiantiles, que la Universidá dexare de ser esa Alma Máter pa tresformase nuna fábrica d’obreros cualificaos pa desendolcar un determináu trabayu y namás qu’eso. Nun busca agora esta antigua institución formar xueces, mélicos, inxenieros, hestoriadores o filólogos que remanen una ciencia correutamente; sinón que busca una persona qu’únicamente sepa enumberar de memoria tolos artículos del Códigu Civil, los güesos y muérganos del cuerpu, la tabla periódica, los reis de la corona española o les gramátiques del castellán. Con saber de memoria ciertos datos y saber aplicalos pa desendolcar un trabayu yá tán cumplíos los oxetivos de la reforma educativa.

    Asina s’entiende la gran carga práutica nos estudios y la importancia y poder que consiguieron les empreses dientro les universidaes. La prate práutica nun va empobinada a aplicar la parte teórica, sinón a desendolcar capacidaes y destreces práutiques pa un trabayu. Cosa que ta perbién pensao sabiendo que ye obligatorio, pa finar los estudios, trabayar nuna empresa (pública o privada). Siguiendo esta lóxica la parte práutica capacítate non pa poner realmente en práutica los tos conocimientos sinón que te capacita pa dir a trabayar a esa empresa ensin que tener ella que malgastar tiempu deprendiéndotea facer ciertes coses.

    En filoloxía, que ye lo que me toca, nun busquen filólogos que remanen correutamente la llingua o llingües estudiaes, qu’entienda lo que dicen ciertos llibros y les idees que defenden; sinón que busquen xente que sepa de memoria les normes ortográfiques y una llista de llibros clásicos de la lliteratura correspondiente. Que sepamos facer cientos de documentos alministrativos y sepamos de memoria la lliteratura castellana pa repetí-yosla a los guaḥes na escuela y qu’ellos la adepriendan. Nun importa que nun sepamos que n’El Quixote hai crítica socio-política y un cantu a la llibertá, abasta con saber que la escribió Miguel de Cervantes y que la asoleyó en 1605 (la primer parte, la segunda en 1615).

    Asina ye que nel nuevu plan d’estudios tenemos una asignatura denomada “Destrezas en español hablado y escrito.” Una asignatura predominantemente práutica. Paez ser que se decataron de que los alumnos (non toos) del reinu español salíen de la universidá ensin saber falar en público, dar una conferencia o tresmitir la información que deprendieron. D’esta miente sáquense de la manga esa nueva asignatura qu’inxerten nos nuevos Graos de filoloxía (nun sé si llamalo asina dao que dexamos d’esistir como facultá y esborriaron de tolos planes esta guapa pallabra). L’asignatura (polo menos na Universidá d’Uviéu) desendólcase al traviés de Clases Espositives, Seminarios y Tutoríes Grupales. Les Clases espositives básense na proyeición d’un Power Point cola teoría que’l profesor, faciendo usu d’una gran dicción, llee tranquilamente. Los Seminarios son lo más paecío a les vieyes clases onde’l profesor esponía la materia y entrugaba de xemes en cuando al alumnáu. A la fin, les Tutoríes Grupales son les clases práutiques onde se faen exercicios al más puru estilu ESO.

    Por contra, escaeciéronse del vieyu y pernecesariu llatín nes nueses titulaciones, siendo sustituyíu por esta otra materia de caráuter xeneral y obligatoria a toles filoloxíes nel primer cursu. De les declinaciones, cadarmes sintáutiques, etimoloxía y lliteratura clásica pasamos a la fechura d’actes, edictos, saludes, CURRÍCULUMS VÍTAE, powers point y demás documentos académico-alministrativos. Menos materia real, peor educación y TERCIENTOS EUROS más de matrícula. Munches gracies Boloña. D’un resentíu estudiantes con ganes de deprender:
MUERTE A DESTRECES DEL ESPAÑOL Y LLARGA VIDA AL LLATÍN NOS ESTUDIOS DE FILOLOXÍA.
Advertisements